El Clima en

HOY

MAÑANA

PASADO

El “campo” que pesa

La soja y el trigo terminaron este fin de semana en suba en el mercado de Chicago tras darse a conocer el informe sobre stock trimestrales y estimaciones de siembra en Estados Unidos por parte del Departamento de Agricultura (USDA) de ese país, desactivando las cifras proyectadas por el mercado.

El “campo” que pesa

La oleaginosa tuvo un salto de casi u$s 9,8 en la posición de julio, mientras que en la de agosto lo hizo por u$s 9,6, para cerrar en u$s 346,2 y u$s 348 por tonelada respectivamente.

Según se desprende de los informes publicados por el organismo estadounidense, la estimación de siembra de soja fue incrementada en 13.000 hectáreas hasta las 36,22 millones, mientras que el mercado proyectaba una suba de 110.000 hectáreas en promedio.

Además, los stocks trimestrales estadounidenses fueron recortados respecto  de las expectativas de los operadores y totalizaron 26,2 millones de toneladas frente a las 26,8 millones de toneladas esperadas.

"Lo de los stocks no se lo esperaba nadie", indicó a Télam el director de la corredora de granos Morgan, García y Mansilla, Delfin Morgan.

Respecto al menor aumento de la superficie, Morgan sostuvo: "Se estaba esperando que el área de soja supere a la del maíz y eso no pasó, al mismo tiempo que no se recortó el área de maíz".

Agregó que "respecto a esto, los fondos especulativos estaban sobrevendidos, por lo que cualquier fundamento alcista y, al margen de los problemas climáticos, invitan a una recompra de la posición que tiene vendida".

Por su parte, el trigo continúa con su raid alcista de los últimos días marcado principalmente por las malas condiciones en las planicies del norte de Estados Unidos que afectó la calidad del cultivo de primavera y a la cual el USDA sumó un recorte de 180.000 hectáreas en las estimaciones de siembra de esa variedad para la campaña 2017/18, mientras que el mercado había vaticinado la merma en 50.000 hectáreas.

Dicha variedad opera en el mercado de Minneapolis e impulsó los precios del trigo blando de Chicago (u$s 11,3) y del trigo duro de Kansas (u$s 10,75), lo que permitió sus valores toquen máximos en un año.  

"El trigo puede seguir subiendo perfectamente porque no sabemos donde está el límite, ya que el clima sigue golpeando y los principales países productores han bajando su producción. La tendencia sigue firme, explicó Morgan.

Además, el trigo de invierno resultó sin cambios respecto a las anteriores mediciones y el candeal fue recortado en 30.000 hectáreas, por lo que la estimación de siembra se calculó en 18,48 millones de toneladas frente a las 18,66 millones registradas en mayo.

Sin embargo, se produjo un aumento por encima de lo esperado en el caso de los stocks trimestrales, los cuales se proyectaron en 32,22 millones de toneladas, más de un millón de toneladas de las expectativas del mercado y 21% superior al mismo período del año pasado.

Por último, el maíz fue el grano que menos movimiento tuvo y el único que tuvo datos bajistas con aumentos en la estimación de siembra y un incremento en los stocks trimestrales.

La estimación de siembra de maíz en Estados Unidos siguió la lógica contraria a los cálculos realizados por el mercado en la previa y mientras éste esperaba un recorte hasta las 36,38 millones de hectáreas el USDA la aumentó a 36,78 millones.

Con respecto a los datos de stocks, éstos también resultaron a la baja para el mercado, ya que esperaba stocks al 1° de junio en Estados Unidos en 130,1 millones de toneladas y el USDA reportó 2,6 millones de toneladas más, hasta 132,7 millones. 


COMENTARIOS